www.lavozdetalavera.com

El científico talaverano rechaza las acusaciones de la Universidad de Cádiz, en la que es catedrático

Tomás Ángel del Valls (c) en el acto de su toma de posesión como coordinador del Programa de Doctorado de la Universidad de Cádiz Erasmus Mundus en Gestión Marina y Costera
Ampliar
Tomás Ángel del Valls (c) en el acto de su toma de posesión como coordinador del Programa de Doctorado de la Universidad de Cádiz Erasmus Mundus en Gestión Marina y Costera

Tomás Ángel del Valls, a La Voz de Talavera: "No estoy en paradero desconocido ni me he llevado un millón de euros"

Jueves 8 de Febrero de 2018.

"Ni estoy en paradero desconocido ni me he llevado más de un millón de euros", ha manifestado a La Voz de Talavera el científico talaverano Tomás Ángel del Valls Casillas, catedrático de Química Física de la Universidad de Cádiz (UCA), que está siendo investigado por un presunto desvío de fondos europeos gestionados por su departamento y al que en diversos medios de comunicación gaditanos y de la comunidad autonómica andaluza, que han informado sobre este asunto, se le había dado como "desaparecido".

Para Del Valls, representante español en diferentes programas de investigación internacional, autor de más de un centenar de trabajos sobre medio ambiente en el entorno marino y ganador de importantes premios y distinciones a lo largo de su brillante carrera, como informó La Voz de Talavera en su momento, todo es consecuencia de su autoinculpación ante el juzgado de guardia de la ciudad de Cádiz el mes de marzo del pasado año.

Y es que, al ser objeto las cuentas de su departamento de una investigación puesta en marcha por la Universidad de Cádiz y ante el cariz que pudiera tomar el asunto, Tomás Ángel del Valls decidió "buscar la tutela judicial" acudiendo el 20 de marzo de 2017 al Juzgado de Guardia para autoinculparse en una comparecencia de la que emanan -según el propio catedrático talaverano- los procedimientos judiciales en los que se ve inmerso en la actualidad.

DESMENTIDO A LA UNIVERSIDAD

Ante la autoridad judicial, Del Valls admitía haber cometido hechos presuntamente punibles relacionados con la gestión y el destino dado a los fondos procedentes de Europa, correspondientes a programas de investigación de los que él era coordinador, por importe de alrededor de 20.000 euros, cantidad que consignó en el propio Juzgado. "De ninguna manera me he quedado, he defraudado ni he desfalcado más de un millón de euros, como dice la Universidad", asegura el catedrático talaverano.

Una semana después de la comparecencia de Tomás Ángel Del Valls en el Juzgado, el 28 de marzo la propia Universidad gaditana hizo una ampliación de la denuncia que había presentado en el mes de febrero -de la que no tenía conocimiento el denunciado- y que volvió a ampliar en junio del mismo año, en la que UCA insistía en que la cantidad que había 'desaparecido' era muy superior a esos 20.000 euros reconocidos por Del Valls, ante lo cual el juez ordenó el embargo de las propiedades del catedrático denunciado: dos chalés en sendas urbanizaciones gaditanas de El Puerto de Santa María, localidad de residencia del científico talaverano.

LOS MATERIALES SE COMPRARON Y LOS VIAJES SE HICIERON

Tanto Tomás Ángel del Valls como su abogado, Felipe Meléndez, insisten en que los "hechos" reconocidos por aquél están muy lejos del más de millón de euros que reclama la UCA, como lo demuestra el hecho de que ése sería el importe total recibido entre 2007 y 2016 para la gestión de los distintos programas de investigación realizados y que “con cargo a los mismos se compraron materiales, que están en el departamento, y se realizaron viajes que es demostrable que se hicieron".

El caso es que ahora hace un año que empezó el 'drama' que Tomás Ángel del Valls está viviendo desde que comenzó a ser investigada su gestión al frente del grupo de trabajo sobre contaminación en medios acuáticos y como coordinador del Programa de Doctorado de la Universidad de Cádiz Erasmus Mundus en Gestión Marina y Costera, la consecuente denuncia y la suspensión de sus funciones en la UCA, lo que conlleva no poder ejercer ni cobrar ninguno de los complementos salariales correspondientes a las mismas.

SUSPENSIÓN RECURRIDA

Eso le ha obligado a intensificar su, por otro lado habitual, presencia en cursos, seminarios y conferencias tanto en España como en otros países, ya que Tomás Ángel del Valls es un científico de reconocido prestigio internacional, para lo que ha tenido que contar con el conocimiento del juzgado que tutela la investigación, por lo que -advierte- "nunca he estado en paradero desconocido ni desaparecido" como presuntamente se ha filtrado a los medios de comunicación.

En todo este tiempo, además, al margen de su comparecencia ante el juez para inculparse, sólo se ha celebrado una vista judicial, correspondiente a su recurso contencioso-administrativo contra la suspensión en sus funciones decretada por la UCA, argumentada en que su presencia "entraña un grave riesgo para la institución académica" al haber traicionado la confianza de sus superiores en la misma. "Como si dar clases de Química entrañara algún riesgo para la Universidad", señala el propio Del Valls.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(2)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Voz de Talavera

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.