www.lavozdetalavera.com

Entrevista a Daniel León, presidente del Patronato de la Fundación Aguirre, titular del templo

Daniel León, presidente del Patronato de la Fundación Aguirre, ante el altar mayor de la iglesia de Santa Catalina, que se reabrirá tras su completa restauración
Ampliar
Daniel León, presidente del Patronato de la Fundación Aguirre, ante el altar mayor de la iglesia de Santa Catalina, que se reabrirá tras su completa restauración

Ya hay fecha para la reapertura de la iglesia de San Prudencio, en Talavera, cuya restauración ha costado 2 millones

jueves 01 de marzo de 2018, 11:36h

Una Entrevista de Jorge López Teulón

Jueves 1 de Marzo de 2018.

El sacerdote Daniel León Ramos Moreno, natural de Herreruela de Oropesa, en la comarca talaverana, lleva más de dos décadas destinado en la Ciudad de la Cerámica. Desde la ilustre villa de Alcaudete de la Jara recaló en Talavera como párroco de Santa María la Mayor en septiembre de 1997. Su nombramiento, además de la atención del templo de San Francisco, en la popular calle del mismo nombre, lleva inherente el compromiso con tres entidades completamente distintas en cuyos patronatos debe dedicar su tiempo sacerdotal: la Fundación Aguirre-San Prudencio, el Colegio Diocesano Madre de la Esperanza y la Fundación Joaquina Santander del Colegio La Salle.

En 2007 vivió la beatificación de un antecesor suyo, mártir en los días de la persecución religiosa, el beato Saturnino Ortega Montealegre. A don Saturnino ya le tocó trabajar en la mayoría de esas mismas encomiendas.

En una crónica de Seminario Conciliar, al cumplirse el primer centenario de dicha institución, se dice que, cuando le tocó a don Daniel celebrar dicho acontecimiento con los sacerdotes de varias promociones, “presidió la Eucaristía haciendo gala de su palabra fácil y de su natural optimismo” (José Ramón Díaz Sánchez-Cid, El seminario conciliar de San Ildefonso de Toledo: cien años de historia (1889-1989), página 434. Toledo, 1990). Recojo esta cita porque de optimismo tuvo que cargarse para ofrecer a la ciudad de Talavera la rehabilitación y reapertura de la Colegial de Santa María la Mayor.

LA COLEGIAL, TAMBIÉN RECUPERADA

Ya escribimos en su momento “que el objeto de estas obras ha sido la recuperación de un edificio que se cerró después de la Semana Santa de 2003 precisamente para su mejora... El párroco de La Colegial, don Daniel León Ramos, destaca que “tras la intervención, la iglesia ha ganado luminosidad, que entra a raudales por los diez ventanales de alabastro, una decisión que ha supuesto un verdadero cambio en el interior del templo”.

El 26 de septiembre de 2010 el Sr. Arzobispo de Toledo, monseñor Braulio Rodríguez Plaza, presidía la Santa Misa de reapertura del templo. Todo quedaba listo para que en 2011 se celebrase solemnemente el VIII Centenario de la Bula por medio de la cual la iglesia de Santa María la Mayor de Talavera de la Reina fue erigida en Colegiata por el arzobispo Rodrigo Jiménez de Rada en el año de 1211.

EL TEMPLO MENOS CONOCIDO POR LOS TALAVERANOS

La rehabilitación del “despacho parroquial” (la casa del beato Saturnino Ortega) de la Corredera del Cristo, hace dos años, no fue una obra menor. Y ahora le ha tocado el turno a la iglesia de Santa Catalina, ubicada en el antiguo convento (conocida actualmente por San Prudencio), para que tras ser rehabilitada pueda reabrirse al público y ser disfrutada por la ciudad. El acto de reapertura ya tiene fecha: el próximo día 17 del presente mes de marzo, como nos ha confirmado el propio don Daniel en la entrevista que hemos mantenido con él y cuyo contenido recogemos a continuación.

El mismo don Daniel afirmaba el 27 de enero de 2016 (¡ya han pasado dos años de aquella rueda de prensa!), que “es el clamor popular que existía en la ciudad para que volviese a abrirse al público, ya que además es uno de los templos que, por haber estado en los últimos años cerrado, menos conocen los talaveranos”.

Imagen de la impresionante bóveda del altar mayor del templo de Santa Catalina, más conocido en Talavera como iglesia de San Prudencio

UNA REHABILITACIÓN DE DOS MILLONES DE EUROS

Jorge López Teulón.- En el llamado skyline («línea de cielo») de nuestra ciudad, el edificio de San Prudencio lleva siglos apareciendo como absolutamente emblemático junto a la Colegial o la Basílica de Nuestra Señora del Prado... ¿Quién es quién en el logro de la reapertura de la iglesia de San Prudencio?

Daniel León Ramos.- Primero está el Patronato formado por los párrocos de Santa María la Mayor y de Santiago (don Damián Ramírez), dos parroquias de la ciudad, y el Alcalde, Jaime Ramos. Lo presido yo por ser el miembro más antiguo del mismo. No menos importante ha sido el papel desarrollado por Matías Martín Vicente, administrador de la Fundación. Y, por supuesto, el arquitecto encargado del proyecto, Manuel García Urtiaga de Vivar, y la empresa Iniciativas RFE, S.L.

J. L. T..- De la inversión inicial de 1,5 millones en rehabilitar la iglesia de Santa Catalina se ha terminado llegando a los dos millones de euros, ¿quién ha colaborado en esta enorme inversión económica?

D. L. R..- Todo ha salido de los fondos de la Fundación, que ha ahorrado durante los últimos años para poder hacer este proyecto de rehabilitación.

J. L. T..- La dedicación del altar para recuperar al culto la iglesia de Santa Catalina-San Prudencio (aunque no va erigirse, por supuesto, como nueva parroquia) aclara bastante el destino que se piensa dar al templo.

D. L. R..- Efectivamente, el próximo 17 de marzo, a las doce del mediodía, Dios mediante, nuestro Señor Arzobispo presidirá la ceremonia de la dedicación del altar. Por ello, el fin primordial es el culto religioso, lo que no quiere decirse que, con la delicadeza con la que Iglesia nos pide que actuemos, se puedan tener iniciativas culturales.

J. L. T..- Una de las muchas curiosidades de esta rehabilitación ha consistido en reparar la bóveda del altar mayor…

D. L. R..- Ha sido casi un trabajo de artesanía en las alturas, la cual ha quedado perfectamente ensamblada y restaurada. La recuperación de la sacristía de planta octogonal. Y, como no, el poder contemplar y subir por la famosa escalera volada que da acceso al coro, obra del maestro Guerra (1551) y que ofrece una privilegiada y casi única panorámica de las riberas del Tajo desde la atalaya conocida como ‘El Balcón de la Reina’.

J. L. T..- Don Daniel, últimas palabras para terminar...

D. L. R..- Pues que ha sido muy trabajoso pero satisfactorio el poder recuperar este edificio para que todos los talaveranos puedan conocer su patrimonio y que desde la Ciudad pueda ofrecerse a toda la provincia y a todos los que se acerquen a visitar Talavera de la Reina.

Reportaje Gráfico, Jorge López Teulón

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (15)    No(1)

+

1 comentarios