www.lavozdetalavera.com

La Guardia Civil ha tomado declaración al técnico en calidad de investigado no detenido

Un coche de la Guardia Civil, ante la fachada del Campo Municipal de Fútbol de Cebolla
Ampliar
Un coche de la Guardia Civil, ante la fachada del Campo Municipal de Fútbol de Cebolla

Imputan varios delitos a un entrenador por agredir a un árbitro en un partido de fútbol base

Por La Voz de Talavera
lunes 09 de mayo de 2022, 11:26h

La Comandancia Provincial de la Guardia Civil en Toledo ha informado este lunes que ha tomado declaración como investigado no detenido a un hombre de 25 años de edad, al que se le imputa "un presunto delito de lesiones leves y otro de simulación de delito" cometidos tras un partido de fútbol base en categoría cadete, en la localidad toledana de Cebolla.

Los hechos objeto de la actuación de la Benemérita tuvieron lugar el 23 de abril al término del partido de la Liga Provincial Cadete entre los equipos de Torpedo 66 y Ayuntamiento de Fuensalida, cuyo árbitro, de 24 años, tuvo que salir del campo municipal de Cebolla escoltado por la Guardia Civil, tras sufrir las agresiones de varios jugadores y el entrenador locales.

El colegiado acudió al centro de salud, donde fue atendido de las heridas sufridas como consecuencia de las agresiones, que reflejó en el acta del encuentro señalando que, al acabar el partido, varios jugadores del equipo local salieron corriendo hacia él gritándole de forma agresiva e intimidante y que uno de ellos lo empujó diciéndole "eres un maricón de mierda".

En el tumulto que se formó, siempre según la versión del colegiado, fue zarandeado por varias personas, que proferían contra él amenazas e insultos tales como "de aquí no sales vivo, eres malísimo, hijo de puta", a las que se sumó el entrenador del equipo cebollano, que le llegó a agarrar "con las dos manos fuertemente del cuello".

SENSACIÓN DE AHOGO

Ante la agresión por parte del técnico del Torpedo 66, el árbitro llegó a notar "sensación de ahogo y pérdida de conocimiento" y a temer por su integridad, dado que los tres jugadores citados en el acta le agarraban de brazos y manos inmovilizándole, mientras miembros del equipo visitante, al intentar separarle de sus agresores, recibían "patadas y puñetazos".

Todo ello ocasionó una invasión del campo por parte de medio centenar de personas y la consiguiente batalla campal que concluyó con la valiente intervención de un aficionado local que escoltó al colegiado hasta los vestuarios, desde donde el agredido llamó a la Guardia Civil, acudiendo varios agentes para facilitar su salida de las instalaciones del campo de fútbol y su traslado al centro de salud, donde se redactó el correspondiente certificado médico.

DENUNCIAS CRUZADAS

Según ha informado ahora la Comandancia Provincial de la Benemérita, a raíz de estos hechos la Guardia Civil recepcionó una denuncia del entrenador del Torpedo 66, manifestando "haber sufrido una agresión por parte del árbitro del encuentro", mientras que el colegiado interpuso días después una denuncia contra el propio técnico.

Tras la correspondiente investigación de los agentes del Puesto de la Guardia Civil de Cebolla, este pasado viernes 6 de mayo se ha tomado "manifestación en calidad de investigado no detenido" al entrenador, "al determinar que había simulado las lesiones sufridas durante el partido" e imputándole la agresión al colegiado, "justificada en su denuncia como defensa propia".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios